Índice

  1. ¡Organízate!
  2. Infórmate
  3. El poder de las redes sociales
  4. Platillos locales
  5. ¿Qué llevar?
  6. Cocina tu mismo
  7. Bendito sean los Krisnas y Adventistas
  8. Ten paciencia
  9. Sobre mi transición
  10. Inspírate

  1. ¡Organízate!

Viajar es hermoso, y para disfrutarlo es necesario saber organizarse. Más aún cuando eres vegetariano pues eso implica un mayor esfuerzo. Nada del otro mundo, pero es fundamental un poco más de planificacación.

Durante mi viaje me he cruzado con muchos mochiles que se han enfermado del estómago. Pareciera que ese fuera nuestro talón de aquiles. Así que ten especial cuidado con tu alimentación, no vaya a ser que te enfermes estando fuera de tu país.

A continuación te dejo algunos tips que me hubiera gustado conocerlos antes de viajar. Algunos ya los sabía, pero por no darle tanta importancia terminé arrepintiéndome. Otros, por más pequeños detalles que sean los fui aprendiendo en el camino.

2 Infórmate en caso de que decidas volverte vegetariana antes del viaje

Si haces la transición antes del viaje la recomendación siempre es informarse, asesorarse y buscar fuentes de información fiables que te den certeza y seguridad que este cambio de alimentación es correcto.

Te recomiendo también que esta transición al vegetarianismo lo hagas siempre de la mano de un doctor que apoye un estilo de alimentación basado en plantas para que pueda corroborar que lo estás haciendo bien, y no de un médico convencional que probablemente te dará información inadecuada.

Y si ya eres vegetariano hace un par de años y viajarás por más de un mes, mi sugerencia es que vayas con anticipación donde tu médico de cabecera para que te haga un examen o te de recomendaciones. Sobre todo, si eres mujer y viajas sola. Los resultados te harán sentir más seguridad y podrás tranquilizar a tus papás o que se preocupan por ti.  

  1. El poder de las redes sociales

Antes de viajar, fíjate en Facebook los grupos locales vegetarianos o activistas veganos. No pierdes nada escribiéndoles, es muy probable que ellos ya hayan sistematizado información que te servirá de gran ayuda. Además es una buena forma de conocer gente y hacer amigos en otros países.

 Por ejemplo en Bolivia hay:

– Bolivia Vegan

https://www.facebook.com/groups/643619809180892/

– Alianza Animalista La Paz

https://www.facebook.com/Alianzaanimalistalp/

También puedes buscar a grupos de activistas de veganos antiespecistas que hay a nivel internacional como The Save Movement o Anonymous for the Voiceless.

 4. Investiga sobre platillos locales e ingredientes comunes.

 No existe un país donde no puedas encontrar comida vegetariana y lo dicen Jota y Dani de Marcando el Polo que están más de siete años en ruta, han visitado más de 43 países con el objetivo de eliminar la frontera más peligrosa, la que nosotros mismos creamos. Aquí un enlace de uno de sus posts sobre viajes y su relación con el vegetarianismo.

https://marcandoelpolo.com/las-10-cosas-que-mas-odio-de-viajar-siendo-vegetariana/

Por ejemplo, en La Paz los platos tradicionales que no tienen carne son el plato paceño, ají de papalisa, pesque, o papa a la huancaina. Todos ellos puedes encontrarlos en mercados populares a costos accesibles.

Además de investigar, si estás yendo a un país que se habla un idioma que no conoces, es importante que aprenda a decir términos básicas como “sin carne”, “sin pescado” o “sin pollo”.

 4.1 Aplicaciones y tecnología 

  1. HappyCow. Esta es una de las apps más conocidas para buscar opciones vegetarianas, veganas y sin gluten en cualquier parte del planta.
  2. Veg guide. Si estás Toronto, esta aplicación te indica donde hay restaurantes vegetarianos.
  3. Just Eat. Si viajarás a España, esta app que te permite comprar comida a domicilio permite hacer un filtrado de comida vegetariana.
  4. Vegout. Desafíate cada fin de mes comiendo 30 diferentes vegetales.
  5. Vegman. Encuentra restaurantes vegetarianos y veganos en cualquier lugar del planeta.

5.  ¿Qué llevar?

Es importante que para el viaje lleves un surtido de frutos secos, fruta o sandwiches dependiendo el tiempo y destino. Avisa en la empresa de buses o la aereolínea que no comes carne, muchas veces tienen opción vegetariana. No pierdes nada preguntando.

Personalmente me encanta pedir opción vegetariana en lugares que sé que no lo tienen. Siento que de esa manera nos visibilizamos más, y así la gente ubicará que cada vez hay más demanda y sueño con que si tenemos suerte, el próximo vegetariano podrá gozar de tener una opción libre de sufrimiento animal.

Retomando. En la mochila lleva siempre un cuchillo y un tupper para llevar comida preparada. El cuchillo te servirá para comer fruta, para hacerte una ensalada. Créeme es importante.

  1. Cocina tu mismo

Al menos que tengas el dinero para irte a restaurantes para turista que casi siempre tienen una opción veggie la mejor opción es que aprendas a cocinarte para ti, por eso busca alojarte en hostels, de los que tienen cocina y un refrigerador que puedes utilizarlo cuando desees.

No te imaginas lo bello que es cocinar con gente de otros países, cada uno hace comidas diferentes, consiguen productos nuevos, te invitan y te cuentan de las comidas que más extrañan de su país.

  1. Bendito sean los Krisnas y Adventistas

Quiero agradecer a las personas Krisnas y adventistas que se rajan por ofrecer platos ricos, de los que llenan y son baratos. Esos restaurantes tienen una motivación que va más allá de lo lucrativo, y se centra en evitar la muerte de otros seres vivos.

Siempre es lindo un restaurante Krisna, su sazón es tan rico, aunque a veces siento que si me sonríen demasiado, luego me ofrecerán volverme de su religión. Entonces me pongo seria. Ya no estoy para dioses y maestros. Menos cuando están en contra del aborto.

De todas maneras, está bueno promocionarlos. No sólo para los vegetarianos, sino para cualquier mochilero. Siempre es bueno estar bien alimentado, no gastar mucho y qué mejor que sin causar sufrimiento animal.

  1. Ten paciencia

Muchos juran que el pescado y el pollo no es carne. No te enojes, es simple ignorancia. Sonríe y deja que pase el momento incómodo. Y finalmente siempre llega la pregunta ¿Porqué eres vegetariana?

Alimentarse en un viaje siendo vegetariano es más fácil de lo que se cree aún en los sitios más carnívoros, pues la mayoría de los platos son vegetarianizables.

  1. Sobre mi experiencia con el veganismo

Yo dejé la carne no para volverme vegetariana ni vegana, lo hice para ser crudivegana. Así de extrema soy. Estaba a base de jugos y licuados, comía frutas y verduras, hasta me movilizaba en bicicleta e hice otros cambios lindos, pero muy drásticos en mi vida.

El problema es que este cambio no lo hice de la mano de un especialista, lo hice a ocultas, con miedo a ser juzgada y a no poder lograrlo. Luego de varios meses, sentía mareos y enflaquecí tanto que daba miedo. Dejé los crudos para ser vegetariana.

Luego pasé a ser vegana. Mi salud mejoró tanto, me sentía radiante y con tanta energía. (¡En serio!) Hasta que poco a poco fui olvidándome de mi misma y concentrándome tanto el trabajo que el tiempo, y la energía no alcanzaban para enfocarme en mi alimentación.

 Al renunciar a ese horrible trabajo, empecé a cuestionar muchas cosas de mi vida, y en esa búsqueda me metí a ser activista antiespecista. Iba a hacer vigilias a los mataderos, estaba en reuniones y marchas. Hasta que me fui de viaje, y me tocó comer pescados, quesos y lácteos.

No se imaginan lo denso que me criticaron veganos que ni conocía cuando compartía historias comiendo una arepa con queso, por ejemplo. Al principio, me ponía en sus zapatos y los comprendía. Luego se pusieron cargosos, no sólo era uno sino varios que atacaban en grupo.

Todo eso, me ha llevado a cuestionarme sobre cual es el camino para evitar sufrimiento en los animales. ¿Agrediendo a vegetarianos? E imagínense cómo tratan a los que no lo son. La buena noticia es que no todos son así. Hay muchos veganos que se ofrecen a ayudarte a terminar tu transición con cariño porque al final, lo que importa es hacer las cosas con amor. (Gracias a Fer y a Cami por ayudarme a entenderlo).

  1. Inspírate

Te dejo un listado de viajeros vegetarianos que viajan por el mundo y uno llega a encariñarse mucho con ellos. A continuación les dejo un listado de vegetarianos que viajan. A cuál más increíble.

– Dani y Jota de Marcando el Polo

Argentinos que han viajado por mas de siete años por 43 países con el objetivo de eliminar fronteras que nosotros mismos creamos. Dani ama las aceitunas y su mundo ideal tendría comida de China, India y Malasia.

Cuando le preguntan porqué son vegetarianos te dejan un enlace de una entrevista del activista vegano Gary Yourofsky. Los que lo conocen (y los que no googleen) ya se darán cuenta que la salud, o el medio ambiente no es la razón fundamental por dejar la carne, sino el evitar el sufrimiento de los animales. (Que se escuchen los aplausos).

– Lina y Andrés de Renunciamos y viajamos

Dos colombianos que viajan por el mundo. Recientemente estuvieron en la India un lugar tan hermoso donde pueden encontrar comida vegetariana en todo lado. (Qué envidia, y de la buena).

“Vegetarianos hasta el último día de nuestras vidas, rockeros imperecederos, fanáticos de la fotografía, buenos amigos de nuestros buenos amigos y amantes de los animales, con preferencia absoluta por los perros”, se lee en su página web.

 – Daniela por el mundo

Es una colombiana que hace poco estaba haciendo un voluntariado con WorldPackers en Portaferry, Irlanda. Ama locamente el curry con vegetales, desyunar en especial pancakes de avena y asai bowl. Es muy sociable y gritona. Es una mujer que inspira a viajar, y contagia muy buena energía.